0 0
Read Time:2 Minute, 59 Second

Además de su importancia estética, es crucial ejercitar los músculos abdominales para mantener una postura adecuada y proteger la columna vertebral. Sin embargo, es esencial conocer la forma correcta de entrenarlos para lograr resultados efectivos.

Muchas personas buscan tonificar su abdomen y reducir la grasa abdominal con el objetivo de parecerse a celebridades como Cristiano Ronaldo o Jennifer Lopez, o para disminuir el riesgo de enfermedades metabólicas. Esta meta a menudo lleva a las personas a los consultorios de médicos deportivos o a hablar con entrenadores personales en busca de un abdomen ideal.

A menudo, quienes buscan abdominales perfectos se frustran al no ver resultados después de muchas sesiones de entrenamiento, sin saber por qué sus esfuerzos no se traducen en un abdomen más plano y tonificado.

Según Santiago Kweitel, médico pediatra y deportólogo, director de la Diplomatura en Medicina Deportiva Pediátrica de la Universidad Favaloro, la falta de definición en esta área no se debe a un solo factor, sino a una combinación de varios.

Errores comunes en el entrenamiento abdominal Existen errores frecuentes en el entrenamiento abdominal que deben evitarse para alcanzar los objetivos deseados, destacados por los expertos en el campo.

Ejercicios constantes que involucran el psoas ilíaco L

os ejercicios como los abdominales bisagra o «en V», que requieren un esfuerzo significativo del psoas ilíaco, pueden llevar a un cambio en la postura si este músculo se hipertrofia excesivamente.

Este músculo es crucial para acciones como caminar o correr y flexionar la cadera. Una buena práctica es variar los ejercicios y usar posiciones donde las rodillas están a 90° en distintos ejercicios abdominales, para bloquear el psoas y trabajar los demás músculos abdominales.

Rotar el tronco en ejercicios para oblicuos

Evitar rotar el tronco al trabajar los músculos oblicuos es vital, ya que la columna no está diseñada para realizar giros y puede dañarse con movimientos incorrectos. Para evitar este problema, se recomienda realizar ejercicios como mountain climbers con una leve cruzada de piernas, manteniendo el tronco lo más recto posible o minimizando su movimiento.

Pensar que hacer una gran cantidad de abdominales es más efectivo

El Dr. Santiago Kweitel explica que lograr unos abdominales perfectos no se basa únicamente en realizar estos ejercicios, sino que también es crucial incorporar cardio, entrenamiento de fuerza y mantener una dieta saludable.

La combinación de estos factores contribuye a un abdomen más plano. “No se puede aspirar a tener el físico o los abdominales de un atleta de élite, ya que la mayoría de la gente no entrena a ese nivel, y este tipo de expectativas irreales a menudo conduce a la frustración”, advierte el doctor.

Posicionar incorrectamente la cadera al hacer ‘plank’

Los expertos enfatizan la importancia de una técnica adecuada al realizar la plancha. Es fundamental evitar que la cadera se hunda hacia el suelo o se eleve demasiado.

“La cadera debe alinearse con el resto del cuerpo”, subraya Aguilera. Una mala ejecución de este ejercicio puede causar una curvatura excesiva en la zona lumbar o una incorrecta retroversión de la cadera, lo que puede llevar a lesiones.

Ambos profesionales coinciden en que para reducir la grasa abdominal es crucial disminuir los niveles de cortisol, conocida como la hormona del estrés. Altos niveles de cortisol pueden aumentar la acumulación de grasa en el cuerpo. También recomiendan limitar el consumo de carbohidratos y azúcares, y seguir un plan de alimentación equilibrado.

Además, para lograr resultados efectivos y mantener la salud, es importante complementar los ejercicios abdominales con sesiones de entrenamiento de alta intensidad que involucren todo el cuerpo, y mantener una práctica constante.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %